Parque Nacional del Chicamocha | #SantanderTrip Parte 6

Parque Nacional del Chicamocha

Este es nuestro primer post del 2017 y si bien llevábamos tiempo sin escribir, nos da mucha alegría volver a retomar el blog y poder contarles que estamos trabajando muy fuerte para poder realizar nuestro primer gran viaje por Colombia, así que estén pendientes para lo que se viene. 

El Parque Nacional del Chicamocha siempre fue un lugar al que queríamos ir si o si al realizar nuestro #SantanderTrip, y casi no lo podemos visitar ya que muchas de las personas que viajaban con nosotros ya lo habían conocido y no tenían en sus planes de viaje volver a visitarlo de nuevo. Así que Nestor y yo nos pusimos a alistar en la mochila algunas cosas para irnos solos hasta el parque.

¿Cómo llegar?

El Parque Nacional del Chicamocha se encuentra ubicado en el Municipio de Aratoca – Km 54 vía Bucaramanga – Bogotá en el departamento de Santander

Nuestro amigo Edinson nos había contado que en un lugar llamado “Papi, quiero piña” salían todo el tiempo salían buses y carros particulares hacia diferentes lugares turísticos. Así que nos fuimos para allá y en 5 minutos ya estabamos en un bus camino al parque. El trayecto fue tranquilo, pero teníamos mucha ansiedad y ganas de llegar rápido y poder aprovechar todo el día en el parque. 

¿Qué hacer?

Al llegar al parque lo primero que tienes que hacer es comprar tu entrada según las actividades que quieras realizar por ejemplo entrada al parque , pasear en el teleférico o entrar al acuaparque (Puedes consultar las tarifas del parque aquí) Ya adentro puedes hacer más actividades por un precio adicional y podrás empezar a recorrer el parque a tu antojo.

Nosotros primero pasamos por la Plaza de Banderas ubicada en la entrada del parque y nos tomamos nuestras respectivas selfies.  Algo que no tuve en cuenta es que para poder recorrer mejor el parque es INDISPENSABLE irse en ropa cómoda y no en jeans como hice yo. (me arrepentí TODO el día). Seguimos caminando y decidimos entrar a Parque de las Cabras donde tenían diferentes animales en un establo y podías tocarlas y alimentarlas. 

La decoración del Parque es muy tradicional y sus plazas simulan ser plazas de pueblo con sus típicas ventas de artesanías, dulces y souvenirs santandereanos. Dentro del parque hay varias opciones de restaurantes pero a un precio un poco elevado así que les recomendamos mejor llevar sus propios snacks.

 

Otras actividades que puedes realizar dentro del parque son: torrentismo, el columpio extremo, cable vuelo, parapente y muchos más. Nosotros decidimos irnos por lo más tradicional que es el paseo en teleférico. Pero antes disfrutamos de la majestuosidad del Monumento a la Santandereanidad, una obra interactiva que retrata la Revolución de Los Comuneros la cual se llevo a cabo en Socorro, Santander y permitió la liberación de la Nueva Granada del yugo español. Son más de 30 figuras en una de las cimas del Parque que sin lugar a dudas fué nuestro momento favorito del recorrido por el parque.

Parque Nacional del Chichamocha

Parque Nacional del Chichamocha

También subimos al Mirador 360° que tiene el parque, al cual puedes subir a pie o en una chiva típica colombiana. A estas alturas del recorrido por el parque ya estaba un poco cansado por los jeans que llevé y a parte por el sol que hizo durante todo el día, así que decidimos subir en chiva :). Ya arriba en el mirador, la vista no decepciona, es sin dudas de las mejores que tiene el parque y puedes ver la magnitud del cañón en todo su esplendor. Si llegas cansado a la cima no te preocupes que también cuenta con una cafetería para recargar energías. 

Parque Nacional del Chichamocha

Seguimos caminando y decidimos realizar nuestro viaje en teleférico, el cual conecta a Panachi con La Mesa de los Santos y son aproximadamente entre 25 a 30 minutos de recorrido por trayecto. La verdad es un momento muy tranquilo y podrás disfrutar de vistas increíbles, excepto para personas como yo que le tienen pánico a las alturas pero no podía irme sin vivir esta experiencia.  A mitad del camino, el teleférico pasa por un río y se observan diferentes tipos de vegetaciones propias del lugar y su clima. El viento no ayudó mucho y nuestro “vagón” se empezó a balancear como si fuese un columpio y estuvimos detenidos por casi 5 minutos, luego volvió a andar hasta llegar a la cima. ( ¿Ya les dije que me daban miedo las alturas?)

Parque Nacional del Chichamocha

Parque Nacional del Chichamocha

En la estación de La Mesa de los Santos también encontramos bastantes restaurantes, artesanías y locales comerciales para aquellos que quieren llevar un recuerdo a sus familiares. También hay otras mini atracciones como pista de carts, brinkis etc. Ya despues de recorrer esta estación y comer por fin algo decidimos devolvernos otra vez por el teleférico y fuimos los últimos en abordar así que nos tocó una soledad absoluta. Los demás vagones pasaban completamente vacíos y empezó a caer la noche.

Parque Nacional del Chichamocha

Parque Nacional del Chichamocha

De nuevo en el parque principal, nos dirigimos corriendo a la taquilla antes que cerrara a comprar 2 puestos para el último bus que iba hasta Bucaramanga. Y asi finalizo nuestra experiencia en el Parque Nacional del Chicamocha,  tendremos que volver para visitar el acuaparque y hacer otras actividades. Pero sin lugar a dudas es el plan perfecto para un domingo en familia y que quieran desconectarse de la ciudad.


Esperamos les haya gustado nuestro post y recuerden compartirlo con sus amigos y familiares. Cualquier duda que tengan no olviden dejarnos sus comentario aquí o en nuestras redes sociales: facebook, instagram y twitter. 🙂

¡Nos vemos en el próximo post!

Acerca del autor Ver todos los posts

borismoralesb

borismoralesb

Me llamo Boris Morales, soy de Colombia, tengo 27 años y soy profesional en Mercadeo y Publicidad.

Leave a Reply